Glandulas esteroideas

  • Puede requerir analgésicos. Los pacientes que se han sometido a una cirugía abierta necesitan analgésicos más fuertes por un período de tiempo más prolongado que los que se sometieron a un procedimiento laparoscópico.
  • Puede tener náuseas por pocas horas después de la cirugía. El cirujano puede haber colocado una sonda nasogástrica a través de la nariz y dentro del estómago para drenar los líquidos y ácidos del estómago. No podrá comer ni beber nada hasta que se extraiga la sonda y se haya resuelto la sensación de náuseas. En este caso, continuará recibiendo líquidos y azúcar por vía intravenosa. Una vez que empiece a comer, puede necesitar una dieta más liviana y blanda de lo habitual.
  • Es posible que le proporcionen medias especiales de compresión para reducir la posibilidad de formación de coágulos de sangre en las piernas.
  • Es posible que su cuerpo esté produciendo considerablemente menos hormonas esteroideas naturales. El médico puede recomendarle iniciar un tratamiento de esteroides inmediatamente después de la cirugía.

Glandulas esteroideas

glandulas esteroideas

Media:

glandulas esteroideasglandulas esteroideasglandulas esteroideasglandulas esteroideasglandulas esteroideas